Estas en: > > Asnef Equifax

Créditos personales con Asnef y sin hipoteca


La concesión de créditos personales se ha reducido mucho por parte de los bancos, y los pocos que se conceden son a clientes muy solventes y con empleo fijo y una buena nómina. La razón es muy simple, los bancos han prestado mucho dinero hace años y ahora tienen que compensar eso excesos que además les están provocando numerosas pérdidas por impagos en especial en los préstamos privados sin garantías.

Mucha de esta morosidad ha provocado que un buen número de entidades hayan tenido que recurrir al embargo de la casa por deudas personales como por ejemplo por no pagar cuotas mensuales de la tarjeta de crédito. Que en algunos casos ha concluido con la pérdida de la propiedad.

Por ejemplo para un crédito sin hipoteca de 10.000 euros al 4% de interés el banco ingresa 400 euros al año, pero si hay un impago y no puede recuperar el dinero prestado entonces tendrá una pérdida de 10.000 euros al ser sin hipoteca, y no tener una garantía real mediante una propiedad.

Muchos bancos se han visto en graves problemas financieros por su elevado número de impagados y de operaciones de dudoso cobro en especial en la concesión de productos como el préstamo personal sin garantía. Lo que ha llevado a miles de particulares parados y empresas a tener registros por deudas en el listado asnef.

Préstamos personales con asnef y sin propiedad

Por todo lo anterior los bancos han dejado de ser los principales prestamistas de créditos personales para particulares. Han preferido obtener ingresos a través de otras líneas de negocio más seguras como por ejemplo la creación o el aumento de comisiones bancarias, que vía concesión de financiación.

Dejando de prestar dinero a particulares y empresas, dado los problemas de solvencia derivados de la crisis económica.

Es en este contexto de escasez de créditos personales donde aumenta la financiación concedida por prestamistas privados. Muy especializados en casos difíciles como créditos personales con asnef o sin hipoteca, es decir prestamistas sin garantía que asumen un elevado riesgo de impago.

Aunque con la restricción financiera de los bancos los prestamistas han tenido que financiar operaciones típicas del cliente bancario. Por ejemplo empresas a las que no se les renovaban las pólizas de crédito al ser sin hipoteca, y no tener más garantía que la personal.

Por lo que los prestamistas han pasado de financiar operaciones con asnef que la banca no quería por su elevado riesgo de impago, a financiar a particulares y empresas que eran clientes de bancos.

Por ese motivo los prestamistas privados han crecido mucho en los últimos años, pero de forma más especializada. Puesto que no es lo mismo dar créditos personales con asnef que con un historial libre de impagos.

Y lo mismo pasa con créditos sin hipoteca, el riesgo es mayor que si se cuenta con la garantía de un inmueble, normalmente la vivienda del deudor. Pero incluso en situaciones difíciles y con necesidades de dinero urgente con asnef sin vivienda hay diversas soluciones.

Como por ejemplo recurrir a los prestamistas privados sin garantías para poder conseguir créditos personales con asnef y sin hipoteca.

Cómo solicitar préstamos urgentes con asnef y sin aval

En estos últimos años también han crecido mucho las financieras de préstamos personales urgentes sin aval, en especial aquellas que operan de forma 100% online y que permiten obtener dinero rápido en cuestión de minutos.

Esto se consigue reduciendo los plazos, la información, y casi sin papeleos, al utilizar simplemente un formulario online para introducir el importe, plazo de devolución, y unos datos personales básicos necesarios para el estudio de la operación de financiación.

Puesto que solicitar un préstamo con asnef es una de las operaciones más complicadas, aunque dependerá del número y del importe de deudas impagadas. Aunque siempre se podrá encontrar un prestamista privado que esté dispuesto a prestarte una pequeña cantidad de dinero rápido a cambio de un elevado tipo de interés para compensar el elevado riesgo de impago que asume.

El único problema será que no tendrás muchas opciones para elegir las condiciones, en especial el plazo de devolución o la cantidad de dinero solicitada. Porque estos prestamistas de dinero particulares sin garantías y sin aval. Pero son operaciones de financiación disponibles incluso para jóvenes que están sin nómina al no tener un trabajo.

De todas formas siempre es mejor que para buscar tu préstamo recurras a un comparador online como del de CréditoSMS, que te permite ahorrar tiempo y dinero. Porque en unos pocos minutos tendrás un listado ajustado a tus necesidades personales.

Recuerda que una de las claves para conseguir un crédito personal con Asnef sin hipoteca es tener un buen historial financiero, por lo que tener deudas en asnef o RAI, es estar dentro del listado de morosos más importante de España. Porque si has impagado una deuda alguna vez, quizás vuelvas a hacerlo.

Lo que genera cierta desconfianza a cualquier prestamista privado al que vayas a solicitar cualquier tipo de préstamos sin garantías. El cual preferirá prestar su dinero a otra persona que no figure en la lista asnef o que pueda firmar un crédito personal con hipoteca. Lo que supone una garantía adicional en caso de impago, recuperando rápido el dinero prestado mediante la propiedad del inmueble hipotecado.

¿Qué préstamos rápidos pedir si tengo deudas en asnef?

Por lo tanto si tienes problemas con asnef y necesitas un crédito personal sin hipoteca porque no tienes ningún inmueble en propiedad, una plaza de aparcamiento o una vivienda por ejemplo, o el que tienes ya está totalmente hipotecado. Tendrás las siguientes soluciones financieras de  créditos rápidos con asnef sin vivienda, dependiendo de tus necesidades personales de capital y las condiciones del plazo de devolución:

  1. Contactar con prestamistas especializados en mini créditos, es decir pequeños préstamos de dinero con importes de hasta 500 euros, aunque los importes más habituales son hasta 200 euros, con un tipo de interés muy elevado y plazo de cancelación corto de no más de 30 días. Dado que este tipo de créditos se concede a personas sin nómina, con asnef, y sin hipoteca. El riesgo para el prestamista es muy alto, por eso el interés es elevado, y tanto plazo de devolución como importe son muy pequeños. Sin embargo la ventaja para el solicitante es que puede encadenar pequeños préstamos con asnef sin garantía. Es decir que en vez de pedir 1000 euros de una vez se pueden pedir 250 euros cuatro veces.
  2. Conseguir créditos rápidos personales de importes mayores con plazos más elevados, por ejemplo 5000 euros a 2 años. En este tipo de operaciones también puedes solicitarlas con asnef y sin hipoteca, pero sin embargo sí que tendrás que cumplir otros requisitos. Para empezar deberás de tener ingresos fijos, aunque sea de una prestación por desempleo o una pensión, que permitan asegurar la cancelación del dinero prestado. Y además, dado que estás dentro de un listado de morosos, tendrás que ofrecer alguna persona que actúe como aval o incluso un segundo titular. Personas, ya sean particulares o empresas, que cuenten con un historial financiero libre de asnef o de impagos y registros en otros ficheros de morosos. Para que así puedan hacerse cargo del pago de tu deuda en caso de impago. Este tipo de créditos personales con asnef y sin hipoteca suelen tardar más que los mini créditos, puesto que al ser de un importe más elevado llevan más tiempo de estudio. Por lo que no suelen ser una buena solución para conseguir dinero urgente o rápido. En esos casos la mejor solución son los mini créditos, al ser prácticamente préstamos sin papeleos.

A pesar de que existen muchos anuncios en Internet, conseguir préstamos rápidos sin aval entre particulares no es nada fácil dado que muy pocas operaciones se cierran debido al alto riesgo que se asume.

Ten en cuenta que para conseguir un crédito con facilidad hay cierta información y requisitos que son básicos:

  • No tener impagos ni figurar en listas de morosos como asnef.
  • Ser mayor de 25 años puesto que es una edad donde ya se suele estar trabajando.
  • Tener algún tipo de ingreso todos los meses, a ser posible a través de un contrato de trabajo.

Sin embargo hay ciertos casos donde conseguir prestamos personales sin garantía es casi imposible:

  • Cuando el solicitante no tiene ingresos, ni garantías y además tiene impagos con ASNEF.
  • Cuando el solicitante no tiene ingresos, tiene impagos con ASNEF, y tiene una vivienda en propiedad pero la hipoteca es igual o superior al valor del inmueble.

Es decir que conseguir dinero con créditos con asnef sin nómina, y sin garantías ni aval es casi imposible salvo que pidas cantidades de dinero inferiores a los 300 euros y a devolver en menos de un mes.

Préstamos personales con asnef y sin vivienda

Podemos concluir que cuando se tiene cualquier tipo de deuda en un listado de morosos es muy difícil conseguir un elevado importe de dinero a través de préstamos sin garantía hipotecaria.

Los préstamos privados sin garantías siempre son difíciles de conseguir, pero cuando hablamos de que el solicitante tiene una deuda, por pequeña que sea, en un fichero de morosos es misión casi imposible. Siempre y cuando estemos hablando de cantidades elevadas de dinero, por ejemplo mayores a 2000 euros.

Ten en cuenta que si ya tienes un mal historial financiero al tener algún tipo de impagado en cualquiera de los ficheros de morosos existentes, será más difícil conseguir créditos con asnef sin hipoteca o aval hipotecario.

Porque al fin y al cabo las garantías reales, si hablamos de inmuebles, o personales cuando hablamos del aval de un tercero, permiten que el prestamista privado pueda recuperar su dinero e incluso cobrar los intereses pendientes de pago. De ahí que los préstamos con asnef sin hipoteca o vivienda sean muy poco frecuentes.

En especial cuando estamos hablando de dinero que el moroso usará para su consumo particular. Es decir que nos referimos a los denominados préstamos personales con asnef sin garantía hipotecaria y sin propiedades o aval de ningún tipo.

Por lo que en los casos anteriores la mejor solución para aumentar las posibilidades de conseguir un crédito personal con asnef y sin hipoteca sería pagar la deuda que nos hizo entrar en el listado de morosos. Así al menos podrías salir gratis de asnef antes de solicitar el nuevo crédito. Y para eso necesitas información actualizada sobre la situación de tus préstamos rápidos y deudas.

Lo que te permitiría pedir hasta 10000 euros si tienes ingresos fijos con nómina y además cuentas con aval. Porque recuerda que para conseguir un crédito personal, el factor que más te va a limitar es que tengas un impago con asnef, y no tanto el hecho de no poder aportar una garantía hipotecaria.

Aunque existe una importante diferencia en términos de dinero concedido entre un crédito sin hipoteca y uno con. Pero aunque todo dependerá del valor de la vivienda o inmueble podemos decir que un crédito sin hipoteca no suele superar los 10000 euros.




✓ Mejores créditos rápidos de

EmpresaCantidadPlazoTae+ Info
QueBueno minicreditos300€30 días2425%** Solicitar AQUI **
Twinero, dinero al instanteHasta 300 €30 días35% Solicitar
Cofidis minicreditosHasta 6000€Hasta 12 meses24,51% Solicitar
Creditomovil prestamos al instante300€30 días1309% Solicitar